Turismo en Tenerife

Imagen no disponible
04/07/2012

La economía tinerfeña, al igual que la de otras islas de Canarias, se basa fundamentalmente en el turismo.

La economía tinerfeña, al igual que la de otras islas de Canarias, se basa fundamentalmente en el turismo. Ya en el siglo XIX y gran parte del XX destacaba la afluencia de turismo extranjero, sobre todo del inglés debido a los intereses agrarios que poseía en esta isla.

Más tarde con las guerras mundiales este sector se resiente, pero entrada la segunda mitad del pasado siglo comienza a evolucionar de un modo muy notable. En un principio destaca el Puerto de la Cruz por su bondadoso clima y por todos los atractivos que el Valle norteño de La Orotava concentraba, pero persiguiendo captar el turismo de sol y playa, alrededor de 1980 nace el boom turístico del sur de Tenerife, donde destacan ciudades como Arona o Adeje, en torno a núcleos turísticos como Los Cristianos o Playa de Las Américas que hoy albergan más del 65% de las plazas hoteleras de toda la isla. Tenerife recibe cada año más de 5.000.000 de turistas, siendo de este modo, de entre todo el archipiélago canario, la isla preferida a este respecto. Sin embargo, este dato también pone de manifiesto la gran cantidad de recursos que esta actividad consume (espacio, energía, agua, etc.).